Matilde Menéndez

Prevenir los Accidentes domésticos: la “parte de afuera” de las casas

Posted by: matildemenendez in: ● 16/08/2012

En notas anteriores, te contamos que la Sociedad Argentina de Pediatría investigó que los accidentes constituyen la causa de mortalidad más frecuente en niños entre las edades de 1 a 18 años. Eso los convierte en la primera causa de muerte en niños y adolescentes. Pero como la prevención y la atención puede disminuir esas cifras, esta vez te damos unos consejos sobre lugares muy divertidos para los chicos e igual de peligrosos: los balcones, terrazas, jardines y patios.

Los balcones y terrazas
El principal riesgo en este lugar es la caída al vacío. En este sentido, se debe:

  • Impedir la llegada de los niños a los balcones.
  • Evitar que los niños permanezcan solos en esos lugares.
  • Controlar el estado de las barandas y que cerca de ellas no haya ningún elemento que el niño pueda usar para trepar y adquirir mayor altura (macetas, por ejemplo).
  • Colocar protección metálica, de soga o plástica para cerrar los balcones y las terrazas.
  • Las defensas no deben permitir el paso de la cabeza o de los miembros de los chicos.
  • Las terrazas y los balcones no deben ser un lugar de juego..

La visión permanente de los niños es la mejor prevención.

 

Jardines y patios
Los patios y jardines son buenos lugares para el esparcimiento, jugar, descubrir y adquirir autonomía por parte de los más chicos. Sin embargo, deben determinarse bien cuáles son los riesgos y estar atentos para evitar accidentes. Los más frecuentes son:

  • El piso mojado puede dar lugar a resbalones.
  • Las baldosas rotas o levantadas pueden generar tropezones.
  • Las baldosas y pisos de cemento pueden tomar mucha temperatura en verano, y causar quemaduras.
  • Los más pequeños pueden ahogarse en baldes con agua.
  • Algunas plantas tienen efectos venenosos si son tragadas o tocadas por los chicos, o pueden tener puntas filosas.
  • Las ramas pueden generar lesiones.
  • Los frutos de las plantas pueden ser tragados o aspirados.
  • Los árboles son atractivos para ser trepados.
  • Suelen existir pozos mal tapados o abiertos.
  • Muchas veces se utilizan plaguicidas o venenos, muy tóxicos para los niños.
  • Las brasas de la parrilla son muy peligrosas, incluso aún cuando no parezcan encendidas..

Por eso, debemos tener especial cuidado en:

Si querés conocer más sobre este tema, te recomendamos consultar el Manual de prevención de accidentes de la Sociedad Argentina de Pediatría.

Fuente: el blog de Matilde Menéndez

 

No Comments to "Prevenir los Accidentes domésticos: la “parte de afuera” de las casas"

The Comments are closed.

Creative Commons License

Este blog y todos sus componentes están bajo la licenciados bajo:

Creative Commons
Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License
.